En el Conejo Loco la clave del negocio está en el valor humano de su personal

Desde 1958 la tradicional pizzería conquista a los tucumanos, hoy cuentan con cinco sucursales en la capital tucumana.

Image description
Image description
Image description

Corría el año 1958, y mientras el país vivía una importante oleada política, abría en Tucumán una nueva pizzería que, con el tiempo, se convertiría en una de las más tradicionales de la provincia.

Se trata de El Conejo Loco, que este año celebra más de 60 años brindándose al público. “Mis abuelos eran gastronómicos, tenían dos restaurantes y tenían como empleado a su hijo que era mozo (mi padre). En 1957 a mi papá le otorgan dos locales en el Mercado del Norte y ahí arranca el Conejo Loco” asegura Fredi Cortes, hoy el único encargado de llevar adelante el negocio.

Fredi, como lo apodan, comenta que su padre, Sixto Luis, continuó trabajando con su abuelo hasta a pesar de contar ya con local propio.  “Luego la carga horaria se agrandó asique decidió dedicarse a su propio local”, al cual luego se sumó su madre Nilda, indica, y confesa que él se sumó al negocio hace 27 años, cuando solo tenía 20 años.

Trabajar con la familia a veces trae sus complicaciones y eso también forma parte de cualquier local comercial. “En algún momento se complica un poco trabajar con la familia, hasta que el cabecilla pone un orden para marcar el rumbo del negocio. Por suerte  hoy estamos muy ordenados” afirma el empresario.

Como en todo comercio, en El Conejo Loco la innovación también forma parte de sí. “Dentro del negocio innovamos con el tema panadería, para la elaboración propia de nuestros productos, de esa manera reinvertimos en nuestro propio negocio y le damos un poco más de calidad al producto con las materias primas que se utilizan otorgándole un mayor beneficio a nuestros clientes”.

En el local no le escapan a la crisis económica que atraviesa el país y aseguran que achicar los gastos es el principal factor para poder mantenerse en actividad. Los gastos personales en primera instancia y luego los de las empresa, los cuales arrancan, casi siempre, con el personal, “sin despedir a nadie, pero disminuyendo las horas de trabajo”.

Justamente fredi es quien destaca el valor del personal con que cuenta en su empresa: “creo que la característica principal del Conejo Loco está en el valor humano que tenemos dentro de la empresa. Hoy en día estamos a la par de cada uno de nuestros empleados atendiendo sus complicaciones para que estén bien y trasmitan esa energía positiva a nuestros clientes”.

Por último, el empresario advierte que se vive un momento económicamente complicado pero adelanta que este tipo de medidas económicas las vienen batallando desde hace años. “No es un momento indicado para invertir, hay que estar con los ojos bien abiertos. Hoy nos estamos manteniendo gracias a nuestros clientes, que siguen confiando en nosotros y nos siguen eligiendo”.

Nombre comercial de la empresa
El Conejo Loco
Conforma parte de un grupo de empresas
No
Año de fundación
1958
Generación que conduce la empresa
Segunda
Miembros de la familia que trabajan en la dirección
Hoy, solamente uno
Empresa BtoB o Bto C
Bto B y Bto C
Rango de empleados directos
30
Tiene sucursales o filiales
Si, 5
La empresa tiene un protocolo familiar que la regula
No
Telefonía móvil
Si, con empresa CLARO
Internet
CCC Wifi
Con qué bancos operan
Banco Santiago Santander Río

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: